Devoción consolidada y en crecimiento

Foto: Paco Romero

Nos llena de satisfacción como Hermandad el crecimiento que las dos Eucaristías que cada semana administra nuestra corporación han experimentado en los últimos tiempos, fruto, sin duda alguna, de la consolidación de la devoción a Nuestro Padre Jesús Nazareno impulsada con decisión por la actual Junta de Gobierno, que tras su toma de posesión allá por octubre del 2013, se marcó como uno de los primordiales objetivos.

Resulta emocionante comprobar como los viernes de Jesús se han constituido en el centro y eje sobre el que gira toda la vida y esencia de nuestra Hermandad. Ese momento de la semana, en que todo se aparca, para acercarnos un momento a contemplar su divino rostro y expresarle nuestras inquietudes, nuestras dudas; para confesarle nuestras faltas y pedirle por nuestras ilusiones y esperanzas; instantes antes de celebrar la Eucaristía, cantar La Cruz al Calvario y besar su divino pie en el camarín; sirviendo además de momento de encuentro y convivencia entre los hermanos que cada viernes acuden al encuentro con nuestros Sagrados Titulares, lo cual ha contribuido de una forma decisiva a fomentar los lazos de hermandad.

También resulta edificante y satisfactorio verificar como la Santa Misa que cada domingo celebramos en nuestra ermita de San Roque ha experimentado un impresionante auge de fieles asistentes a recibir de manos de D. Diego Cardenal Montes el sacramento de la Comunión; un sacerdote de Don Bosco que con su mensaje claro y conciso, ha sabido congregar cada domingo en torno a nuestra histórica ermita a un grupo consolidado de cristianos practicantes que, aun las inclemencias del tiempo como este pasado domingo, no faltan a su cita semanal con Cristo Nuestro Señor.

Nos encontramos a escasos días del comienzo de la cuaresma; de un tiempo de oración, caridad y meditación que nos ha de llevar a la Semana Santa y a una nueva madrugada de Viernes Santo. Serán muchos días de cultos, papeletas de sitio y actos de Hermandad.  Desde estas líneas animamos a todos nuestros hermanos y hermanas a participar de forma activa en cada uno de los mismos, sintiendo la presencia de Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima del Socorro, y la del discípulo amado San Juan Evangelista en el setenta y cinco aniversario de su bendición que este año celebramos en nuestra Hermandad, presencia divina en nuestros corazones que hacen que la devoción nazarena en Alcalá crezca y se consolide cada día.

Recordar que los actos más próximos e inminentes son: Besamanos  de Nuestro Padre Jesús Nazareno el día uno de marzo (Miércoles de Ceniza) con el que abriremos la cuaresma, Cabildo General Anual el sábado 4 de marzo a las nueve de la noche, y tras la primera semana de reparto de papeletas de sitio, tendremos la jornada de convivencia de nuestra Hermandad en la sede de la Cabalgata de Reyes Magos de Alcalá el sábado 11 de marzo con el IV Almuerzo Nazareno, que este año estará dedicado a la conclusión del dorado del paso de Nuestro Padre Jesús Nazareno. OS ESPERAMOS.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies